¡Agradecido por quebrantar mis excusas!

Oh Señor Soberano —respondí—. ¡No puedo hablar por ti! ¡Soy demasiado joven! No digas: “Soy demasiado joven” —me contestó el Señor —, porque debes ir dondequiera que te mande y decir todo lo que te diga.
Jeremías 1:6-7 NTV

__________________________________________________________________

¡Que fácil es ponerle excusas a Dios! Sean reales, imaginarias o inventadas las excusas siempre logran lo mismo, hacen que nos sintamos incapaces de cumplir la misión a la que Dios nos ha llamado. Cuando esto pasa lo más fácil es elaborar una excusa y decirle a Dios por qué no podemos cumplir o hacer lo que él nos manda. Pero cuando Dios llama siempre da los recursos necesarios para cumplir la misión encomendada; por lo tanto, ante la voluntad de Dios toda excusa carece de valor y no tiene sentido. Sin embargo lo más importante es que cuando Dios nos llama no nos manda solos; Él va con nosotros y nos cuida. —¡Gracias Señor porque tu quebrantas mis excusas!

© CAYADO Consultancy – Abril 2015

Posted on April 13, 2015, in Jeremías and tagged , , , . Bookmark the permalink. Leave a comment.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: