¡Agradecido por sostenerme!

Clamé: «¡Me resbalo!», pero tu amor inagotable, oh Señor, me sostuvo.
Salmos 94:18 NTV

__________________________________________________________________

Hay momentos en que sentimos que estamos a punto de caer o que todo se nos viene abajo. Sentimos que nada de lo que hacemos nos sale bien, o que por mucho que nos esforcemos no obtenemos los resultados esperados, por lo que quisiéramos tirar la toalla y no seguir adelante. Pero es en estos momentos que en lugar de llorar, de quejarnos o de sentir lástima de nosotros mismos, que debemos clamar al único que puede evitar que caigamos; a Jesús el Rey de reyes y Señor de señores, quien nos sostiene porque nos ama. —¡Gracias Señor porque me sostienes!

© CAYADO Consultancy – Marzo 2015

Posted on March 12, 2015, in Salmos and tagged , , , , . Bookmark the permalink. 1 Comment.

  1. Orestes Zuniga

    ¡Que bueno saber que él nos sostiene! Si no fuera así, ¿quién sabe cómo estaríamos?

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: