¡Castigo!

Esto es lo que dice el Señor: «¡Los habitantes de Judá han pecado una y otra vez y no permitiré que queden sin castigo! Rechazaron la instrucción del Señor y se negaron a obedecer sus decretos. Se han descarriado por las mismas mentiras que engañaron a sus antepasados. Por lo tanto, haré caer fuego sobre Judá y todas las fortalezas de Jerusalén serán destruidas».

Amós 2:4-5 NTV

__________________________________________________________________

Debemos saber que Dios juzgará el pecado de las naciones, pero también juzgará a su pueblo. Dios juzga y castiga a su pueblo cuando este rechaza su instrucción, cuando es desobediente y va en pos de las mentiras de quienes le rodean. Cuando Dios castiga a su pueblo quebranta sus fortalezas, Dios derriba todo argumento que se ha construido con el fin de evitar escuchar su voz y obedecerle.

© CAYADO Consultancy – Noviembre 2014 

Posted on November 7, 2014, in Amós and tagged , , , . Bookmark the permalink. Leave a comment.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: