¡Si tu quieres!

“En una de las aldeas, Jesús conoció a un hombre que tenía una lepra muy avanzada. Cuando el hombre vio a Jesús, se inclinó rostro en tierra y le suplicó que lo sanara. —¡Señor! —le dijo—, ¡si tú quieres, puedes sanarme y dejarme limpio!”

Lucas 5:12 NLT

__________________________________________________________________

No importa cuán avanzada esté nuestra enfermedad o cuán profunda sea nuestra necesidad, nunca debemos perder la esperanza de que Jesús nos sane.

Sin embargo no debemos olvidar que pedirle a Jesús que nos sane, implicará que debemos someternos a la voluntad de Dios; es decir, estar dispuestos a que se haga en nuestra vida lo que Él quiere y no lo que nosotros deseamos.

© CAYADO Consultancy – Mayo 2014 

Posted on May 13, 2014, in Lucas and tagged , . Bookmark the permalink. Leave a comment.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: